Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Emiro Vera Suárez escriba una noticia?

Somos Venezuela, una división del Psuv y Psoe español

19
- +
06/02/2018 22:15 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Ni la sociedad Civil acepta el desafío por una Venezuela digna e industrializada,

 

En ocasiones sucede que los árboles no nos dejan ver el bosque: esta expresión se torna muy apropiada para la situación de los políticos, hoy día. Si a eso le sumamos la desmemoria de algunos, tenemos de nuevo un problema montado.

En el campo político, continuamos en un limbo. Todos, estamos inquietos por el futuro de la patria y deseamos una depuración en la GNB y PNB, Sin olvidar las instituciones oficiales, nos encontramos tras los hechos de corrupción y degradación social y nadie hace nada, ni los alcaldes y gobernadores de izquierda, pero, es que no lo son y nunca lo han sido.

Ni la sociedad Civil acepta el desafío por una Venezuela digna e industrializada, los carroñeros y gallinazos la quieren para sí.

Pablo Iglesias, es un instrumento del mal, plantea una comunidad independiente catalán con el proyecto de Tabernia, que plantea un grupo autónomo dentro de Cataluña formada por territorios de las provincias de Barcelona y Tarragona. Al igual José Luis Zapatero y Juan Carlos Monedero desean seguir el circo en Venezuela, patrocinados por la MUD y Julio Borges para permitirle a los corruptos una estancia mejor, bajo el caudillismo de cúpulas extranjeras que controlan a las FANB y la Armada en nuestro espectro geopolítico.

Se hace decir demócrata, pero es un comunista del os más pésimos. En ese sentido, ha negado que Podemos haya cuestionado la integridad territorial de España. "Nadie con cuentas en Suiza o Andorra me va a dar lecciones de ser español, ni nos va a dar media lección de patriotismo. Pero los demócratas sabemos que son las decisiones de los ciudadanos las que dan forma a la ley, y no al revés", ha expuesto. 

Tremenda hipocresía y Zapatero que le abrió la entrada a Europa a los emigrantes Islamitas y que hacen atentados, metiendo el año pasado- 2017- ha  Angela Merkel en una gran discordia con Grecia y Suiza.

Venezuela, se encuentra en un espectáculo que da grima y las únicas emisoras y televisoras locales son oficialista y poco les interesa el bajón anímico de los venezolanos, quienes permanecen distantes y fálicos de la realidad nacional, así estén en la mayor crisis de hambre que sucede en el país.

No sé si considerarlo patético o ridículo. Y ya me perdonaran aquellos de ustedes que beben de las fuentes oficiales y los telediarios de TVE y VTV- Globovisión, donde el único programa con aciertos es Vladimir a la una.

Pero asistimos a un espectáculo que da grima más que risa. Como cuando Puigdemont se deja llevar por la ciclotimia (¡pobre tipo!) y dice que esto (lo suyo) se ha acabado, y en Moncloa estallan de gozo, y en Prado del Rey y en los medios afines se celebra el bajón anímico del expresidente como una victoria definitiva sobre el independentismo catalán, y el ministro anuncia que en un par de meses ya estarán inhabilitados los presuntos sediciosos del 1-O... Aunque, por si acaso, la Guardia Civil revisa aleatoriamente los maleteros de los coches que vienen de Francia (pues podrían tener su origen en Bruselas), y la buena gente llega a convencerse de que el lío de Cataluña se acabó, cuando en realidad sigue metido en un retorcido callejón sin salida.

En Venezuela, se quiere obviar que Carlos Pérez fue preparado por el Bolivarianismo y es una de sus fichas de hombre humanitario y gendarme de la justicia. ¿Quién, dice que no? Cumplió, todas las etapas de un buen ciudadano y de un excelente policía, sus compañeros lo dejaron irse. Al igual que la indiferencia de un pueblo que se muere de hambre y los costos altísimos. Simplemente, estaba en desacuerdo con las políticas de Estado, como lo está, la mayoría de los comunistas que conforman el Gran Polo Patriótico.

 Sigo pidiendo disculpas porque veo a muchos españoles y venezolanos pro entusiasmados con el sesgo tardocanovista (por llamarlo de alguna manera) que está tomando la vida política e institucional de España y Venezuela. Una tiranía férrea y caudillesca. Los que no somos ni tan patriotas ni tan monárquicos hemos flipado en colorines con los fastos y ceremonias organizados con motivo de  los cumpleaños del Rey, como las fastuosas fiestas de libertad y gobierno popular  en mí país. En particular la imposición a Leonor, la princesita de Asturias, del collar del Toisón de Oro, con aquellos discursos y aquella prosopopeya. Que sí, que la chavala estuvo muy rica y muy formal en semejante situación; pero las exhortaciones constitucionalistas de su papá y el mero hecho de que se condecorase a una niña de 12 años resultaban tan anacrónicas como raro. Acá en Venezuela y a los discursos de Diosdado no mee complacen. Porque ni a la criatura la hemos elegido para nada ni ella ha decidido ser princesa y luego reina, en vez de modelo de pasarela o escritora de best Sellers, que a lo mejor le hacía más ilusión. Y, del otro, tenemos un solo presidente, querido y amado por todos los venezolanos, Nicolás Maduro Moros

Pero todo el circo de gallinazos me resulta poco creíble. Y no me consuela que los norteamericanos eligieran presidente a Trump y los británicos votaran el brexit. Cada cual se rasca, donde le pica.

Soy poco amigo de las teorías conspiranoicas. No creo en las manos negras, ni en que unos cuantos poderosos se reúnan en un hotel a ver qué hacen con el mundo en los próximos meses. Sólo hay que leer Cañones de agosto para darse cuenta de que los grandes acontecimientos globales se parecen más a una piedrecita que empieza a rodar por la ladera de una montaña para ir incorporando nieve y más nieve a su masa que a una marioneta con hilos.

Desearía saber quien lanzó a esos 157 jóvenes a la muerte y a Pérez al autosucidio, de verdad, creo esta en la MUD, una organización tan desprestigiada que no sirve para repartir propaganda en la calle, todos son traidores a Miranda, Sucre, Bolívar y a Chávez.

Estamos, frente a un terremoto político, dominicana es un espejo del mal, ante esos representantes, es una pluralidad de dicotomias

¿Ha terminado todo? Ni mucho menos. Pero es el evidente   principio del fin.

Sin embargo, el tiempo –que matiza todas las arrugas y los descosidos de la juventud y madurez, ha terminado por darme la razón. Y ahora soy yo el que empieza a pensar que todo en esta vida sirve para algo. Si no, a santo de qué me acuerdo tanto de Chomsky y de sus teorías sobre la manipulación y los medios de comunicación. El que, según ‘New York Times’, es el más importante de los pensadores contemporáneos, me amargó buena parte de la carrera por culpa de la gramática generativa y de aquellos modelos sintácticos –a los que sigo sin ver utilidad, por cierto–, pero también me enseñó que los medios masivos son altamente eficaces a la hora de moldear la opinión pública, y que gran parte de los movimientos sociales, políticos y económicos del último siglo han sido generados mediante mecanismos de propaganda.

Eso, me lo explico, Juan Nuño de la Universidad Central de Venezuela y Alfredo Pérez Esquivel en mis clases de especialización de filosofía moderna

 Su decálogo de las estrategias de manipulación mediática sigue siendo un referente a la hora de interpretar lo que ocurre a nuestro alrededor. Y una demostración más que evidente de que el hombre es el único animal capaz de tropezar mil veces en la misma piedra. Diez mandamientos que nuestros gobernantes cumplen religiosamente y que nos convierten en títeres sin cabeza, en el rebaño donde el buen pastor no hace falta que lo sea.

El primero de los preceptos, y como siempre, el más notable, es la estrategia de la distracción; desviar la atención de los problemas importantes manteniendo a la gente ocupada en otros problemas aparentemente más urgentes. La venta de las semifinales, las colas –la virtual y la otra–, la reventa, el concurso de agrupaciones de Sevilla, la indignación del alcalde, la retirada del certamen… siga, siga, los temas chungos están en todas partes. Hasta llegar a la ejecución de Oscar Pérez, cuando ya estaba dominado y rendido. Perjudicaron fue a Rusia, ya hablare sobre el particular, Putin se dejó utilizar.

 

El segundo, un viejo conocido. Crear problemas para ofrecer a continuación una solución pactada de antemano. La carpa ¿dónde ponemos la carpa? ¿Es necesaria la carpa? ¿Se puede poner la carpa en otro sitio? ¿Hay problemas para buscar otro sitio? No hay otro sitio, no podemos hacer nada, la carpa se queda dónde estaba. Es lo mejor. Sin duda.

En fin, no sé. A lo peor, el problema es mío, que soy un inadaptado

Mis abuelos son españoles, la nacionalidad española llega hasta mi persona, mi papá estuvo años en Cuba y tengo un hermano mayor allá. ¿De qué nacionalidad soy? Lo único que sé, es que los cubanos y españoles, un grupo de ellos y que se llaman comunistas, han hecho de mi país, un mar de trizas, cuyos oleajes van y vienen en un solo sentir, sin más regresar.

Si mal no recuerdo, fue el expresidente Rodríguez Zapatero el que empezó a hablar de una segunda transición en España. Después, y sobre todo últimamente, otros le han seguido; sobre todo cuando el Rey Juan Carlos I anunció su voluntad de abdicar en su hijo el Príncipe Felipe. Y yo me pregunto, hacia dónde se quiere hacer esa segunda transición. Con Maduro, vamos hacia esa segunda transición, ya Chávez quedo atrás y Alí Primera, están en el olvido, solo Hugo es utilizado por una plataforma de propaganda, pero, deseo saber dónde están sus memorias.

Según el Diccionario de la Real Academia española de la Lengua (D.R.A.E), el término transición se refiere a la "Acción y efecto de pasar de un modo de ser o estar a otro distinto". En política se puede pasar de una dictadura a una democracia o viceversa. En España después de la muerte de Franco se pasó de forma ejemplar, que causó la admiración del mundo entero, de un régimen dictatorial a una democracia. Y eso sin derramar una gota de sangre y con la generosidad de partidos de signo contrario, que prefirieron ceder en alguno de sus postulados en favor de mirar hacia adelante y hacer prosperar a España. Esto se consiguió plenamente y está ahora a la altura de los países occidentales modernos.   Venezuela, va a una dictadura militar con un muñeco humano de interlocutor. Muchos venezolanos son responsables de esto.

 

A dónde quieren llegar con esta segunda transición que proponen algunos, porque si en la primera se pasó de una dictadura a una democracia, y de una democracia socialista a una dictadura ¿qué quieren? ¿volver otra vez a la dictadura?

Ese es el papel de Julio Borges y Zapatero en dominicana y el pueblo jamás lo han nombrado de interlocutores.

Hablan de la República como si ésta fuera una ideología y olvidan que es sólo una forma de Estado que puede ser dictatorial o democrática. Cuba y Venezuela, por ejemplo, son Repúblicas, pero no son democráticas. Y así podría citar muchas más.

Por otra parte, los que se llaman republicanos enarbolan la bandera de la segunda república y no saben, o no quieren saber, que la primera mantuvo la bandera de la libertad., la española es bicolor y la nuestra tricolor Ésta no es monárquica ni republicana, sino que es la que en tiempos de Carlos III, se adoptó como bandera de España, en sustitución de la bandera blanca con la cruz de san Andrés, y se eligieron estos colores, no por el Rey, sino mediante la convocatoria de un concurso al efecto, simplemente porque se veían mejor y así se podían identificar con más facilidad a los barcos españoles en alta mar, es decir por cuestiones prácticas.

Con aquella primera transición les ha ido muy bien; es verdad que hay muchas cosas que tienen que mejorar, pero para eso no hace falta abandonar el régimen que tenien. Así que ¡Por favor, que  dejenlos tranquilos! y que sigan viviendo en paz. En España se tiene muy malas experiencias de la República: la primera tuvo cinco presidentes en el año y diez meses que duró; y la segunda terminó en una larga y cruenta guerra civil. Y que no les echen solamente la culpa a los militares (que por otra parte la mayoría eran republicanos: Mola y Queipo de Llano, por ejemplo), porque cuando estos se sublevaron la República democrática original que se proclamó el 14 de abril de 1931, se había convertido en una de tipo frentepopulista que no tenía nada de democrático. Y esto no lo digo yo, lo dice la Historia. No queremos más Frentes Populistas, para muestra con un sólo botón basta.  Así que mientras sigan así, y con el mayor respeto a los republicanos, que ¡VIVA EL REY!

De Venezuela, ya sabemos, su proceso histórico, solo resta castigar electoralmente a quienes traicionaron a Chávez y le asesinaron éticamente, lo demás son opciones secundarias.

Algunos dirigentes, han abusado del nacionalismo y han encontrado eco en el pueblo engañándolos y abusan dejando atrás la etiqueta socialdemócrata para abrazar exclusivamente la liberal, el neocolonialismo y neoliberalismo.

Zapatero, se unió a Toni Blair y a Los Clinton y se anclaron en Haití en una ONG. Hillary y Tony tienen experiencias comunes en el Medio Oriente, algo marginal en la ambigüedad territorial y geopolítica con la muerte implosiva de un General, que, cambió la historia, como lo hará Carlos Pérez en el ámbito policial, ellos lo saben, serán cambiados y pasarán a retiro, digo a los miembros de los componentes de esa acción, es común en Cuba y estamos controlados por ellos. Digan lo contrario.

Solo digo esto, para recordar la historia y así se lo explique a mis alumnos de la Misión Sucre y una de ellas, propagó que era adeco socialista. La ignorancia de estos jovenes no da para más. Uno, me indicó que Rómulo Betancourt nació en Maracaibo.

Solo, deseo el bienestar para mi país, desde la izquierda democrática, porque, ¿A quién, no le gusta Nueva York y el amor de una cubana? En mi caso, amo las Holguineras.

De poco valdrá que nuevos líderes populares, bien adiestrados, recorran los púlpitos para una campaña electoral sin precedentes si el mensaje no encaja con las expectativas de una mayoría cada vez más amplia de españoles. Y venezolanos.

Cuando uno anuncia a bombo y platillo que cuenta con consenso y práctica unanimidad en un proyecto que lleva a Pleno y al día siguiente de aprobarse, esa práctica unanimidad te pide que retires lo aprobado, ese uno tiene un doble problema. No solo tiene a gran parte de los afectados en contra, sino que, además, al resto se le queda cara de pasmo al ver cómo el consenso no ha sido sino fuego de artificio vendido por el político.

Así estamos, en ambos países.

 

 

 

 

En realidad, el Psuv, no se ha percatado aún de que el sistema que alumbraron meritoriamente hace años está decrépito en varios de sus contenidos esenciales, por lo que necesita una actualización inteligente que le insufle nueva vitalidad, lo cargue de nuevas ilusiones y suscite ante la ciudadanía la sugestión de nuevas y más potentes adhesiones. El Psuv, representa un desarrollismo pasivo, que se vuelve a basar en el turismo y en el ladrillo, que no ha explorado como prometió los territorios de excelencia de un cambio de modelo de crecimiento, basado en una formación más exigente de la fuerza laboral, en un gran consenso educativo, en un refinamiento de los servicios públicos. Y, en lo político, en una reconstrucción del sistema de organización territorial, con la mirada puesta en cercanos modelos de éxito como el alemán y el chileno.

¿Engañaron a los colectivos y a la militancia, se ha presentado un texto diferente al consensuado o es que, en realidad, no hubo tal consenso? Gustar a todo el mundo cuando se está elaborando un pliego de condiciones tan complejo es prácticamente imposible, pero, ¿a nadie?

Somos Venezuela, es una organización originaria de Corina Machado, porque se desprende Maduro del Psuv. Entendemos, que el presente mandato es corporativo, en este orden: Militares- Diosdado Cabello- Maduro Moros.

Cuando se burlan de nosotros, lo hacían descaradamente, solíamos cabrearnos, e incluso castigar con nuestro voto a aquellos políticos que nos tomaban por idiotas y después se llevaban la sorpresa el día que tocaba elecciones. No sé, tal vez me equivoque. Pero creo que hubo un gobierno socialista que parecía que nunca se iba a acabar, y que se vino abajo cuando el partido que sustentaba el ejecutivo, enfangado hasta el cuello en corrupción, pretendía que creyésemos que lo suyo eran casos aislados para nada significativos. Pero no era así, y la gente que lo sabía dejó de votarles, y claro, cayeron.

Hoy parece que todo ha cambiado, y aunque no recuerde exactamente cuándo ocurrió, parece que un día nos volvimos todos idiotas.  Así que despertemos.


Sobre esta noticia

Autor:
Emiro Vera Suárez (279 noticias)
Visitas:
220
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.