×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×

Eduardo FuentesMiembro desde: 21/03/18

Eduardo Fuentes
42
Posición en el Ranking
0
Usuarios seguidores
Sus noticias
RSS
  • Visitas
    64.670
  • Publicadas
    24
  • Puntos
    70
Veces compartidas
0
¡Consigue las insignias!
Trimestrales
  • 11º
Recientes
  • 11º
Visitas a noticias
Hace 1d

La gestión empresarial se compone por una serie de factores que distan de ser cómodos, pero que al ser llevados a cabo transforman la realidad teórica del desarrollo

Desde el punto de vista metafísico, existen dos concepciones del tiempo: una lineal, en la que los acontecimientos se suceden unos tras otros hasta desembocar en un fin; y una circular, en la que el transcurso de las horas y los años no es sino una repetición constante de etapas.

Veamos estas teorías filosóficas en un universo mucho más terrenal: el de las empresas; y con ellas, la labor del emprendedor o la emprendedora. Crear una empresa, desarrollarla, se acoge en realidad tanto al tiempo lineal como al circular. Por eso es muy importante, antes de invertir créditos rápidos o cualquier otro tipo de financiación en la creación de una pyme, estudiar las fases y los procesos de creación, desarrollo y consolidación de la marca.

Nada es eterno, y esto se aplica también a los negocios. Incluso a las grandes corporaciones, por muy eternas que parezcan. En este caso hablamos del tiempo lineal de las empresas. El fin de un negocio no necesariamente supone su quiebre o su desaparición, y más a menudo que eso lo que ocurre con él es una transformación llevada a cabo en el ámbito financiero.

Es decir, una empresa más grande compra o absorbe a la más pequeña y la convierte en una sucursal de una gran coalición. Un ejemplo muy útil es Planeta, el gigante editorial, que tiene en su haber infinidad de marcas y líneas editoriales, muchas de ellas en su momento empresas autónomas de género.

Más sobre

Sin embargo, que el fin esté más o menos próximo depende de la gestión diaria, semanal, mensual y anual que hagamos de nuestro negocio, y ahí es donde entra en juego la vida circular de las empresas, mucho más habitual y cotidiana que la lineal.

Gestionar un negocio es una operación analítica que requiere de una planificación, una operación y un análisis de resultados, a través del cual se decidirá qué líneas de actuación funcionan y cuáles hay que eliminar.

Si hiciéramos un esquema de este proceso automatizado, lo haríamos en forma de círculo. Solo aplicando de forma equilibrada estas dos concepciones temporales, sentiremos que nuestros préstamos online han sido bien invertidos.

Más recientes de Eduardo Fuentes

Las leyes de los prestamistas online: ¿responden a un poder mayor?

Las leyes de los prestamistas online: ¿responden a un poder mayor?

Existen muchos falsos rumores y opiniones que atentan contra la veracidad y la imagen de algunas entidades de financiamiento 26/04/2019

La economía, base esencial de nuestro negocio

La economía, base esencial de nuestro negocio

Si planificar y materializar un proyecto empresarial es difícil y complejo, se debe a numerosos factores 16/04/2019

Tipos de papel para imprimir y sus usos

Tipos de papel para imprimir y sus usos

Solemos pensar que imprimir es sencillo cuando no nos dedicamos a ello 20/03/2019

Mostrando: 1-5 de 29